Seguidillas

Seguidillas

Las Seguidillas son un género musical muy antiguo que se extendió por una amplia zona geográfica de España y las Islas Canarias. Posiblemente, su origen se sitúa en el área de Extremadura, Alta Andalucía y Castilla la Nueva. Actualmente, están muy arraigadas al folclore de las Islas Canarias.

Tipos de Seguidillas Canarias

La Seguidilla se hace eco de un patrón común a todas las islas, aunque hay variaciones en cada una de ellas. Si las comparamos con las de Lanzarote o Tenerife, las seguidillas de Gran Canaria son más animadas y alegres.

Gran Canaria

  • SALTONAS: Danza alegre, desarrollada a partir de los saltos del bailador. Cantada siempre después de las seguidillas, hoy es ejecutada de forma independiente en Gran Canaria con estilo propio.
  • CORRIDAS: Similares a las robadas, excepto que en lugar de «robar» la última estrofa, el solista continúa de «corrido» con una nueva estrofa.
  • BAILE DE LA CUNITA: Se trata de una imagen de la seguidilla que bailan los niños de la localidad en la Misa del Gallo a la medianoche del 24 de diciembre, considerada un regalo al niño Jesús.

Tenerife

  • ROBADAS: Se llaman así porque el solista las «roba» al que está cantando, pisando la última estrofa que esté entonando y siguiendo con la suya.
  • TANGANILLO: Género de seguidillas más parecido a los que se bailan en la provincia de Cádiz. Hoy en día se cantan mucho en Tenerife, a ritmo de tajaraste.

El baile de las Seguidillas

La seguidilla Canaria es una danza grupal en el que las parejas bailan sueltas. De hecho, durante el mismo, es común cambiar de pareja debido al hecho de que las mujeres y los hombres realizan giros opuestos entre sí.

En Gran Canaria, la forma más habitual de bailar seguidillas es en cuadro, y al final de cada copla se invita al público a aplaudir y acompañar a la siguiente copla.

Isas
Isas
Folías
Folías
Malagueñas
Malagueñas
Mazurcas
Mazurcas